Llevamos muchos años dedicados a la docencia y nunca como hasta ahora hemos oído tantas veces frases como “mi hijo es hiperactivo” o “mi hijo tiene déficit de atención” o peor aún “mi hijo no es capaz”. Luego, hablamos con los niños, les hacemos una entrevista en la que tratamos de conocerles mejor y repiten lo mismo que sus padres: “es que soy muy despistado”, “es que no soy capaz”, “es que no tengo memoria”. Y nosotros siempre contestamos igual: “cuando juegas a la consola, ¿cuánto tiempo estás concentrado?”, entonces hay una reacción unánime en forma de expresión de sorpresa.

Lo que queremos decir es que todos tenemos capacidades de concentración, de memorización y de adaptación, pero si, como padres, somos los primeros que etiquetamos a nuestros hijos, ellos, que confían ciegamente en lo que les transmitimos, asumen que tienen esas carencias.

La solución tiene un nombre y no es más que: MOTIVACIÓN. Sí, señores, la motivación es imprescindible para todo en la vida. Si hacemos algo que nos motive, nos concentraremos más, lo haremos de mejor humor, y no nos importarán nuestros miedos y etiquetas.

Así que, consejo número 1 a los papás: Dejemos de etiquetar y pasemos a buscar qué es lo que más les gusta a nuestros hijos.

Consejo número 2: dejemos de castigar, los castigos no sirven para nada. Al contrario reforcemos las actividades que les gustan a nuestros hijos y premiémoslos (cuando se lo merezcan), con ellas.

Consejo número 3: Evidentemente hay niños que tienen más dificultades que otros y que, pese a su esfuerzo, les cuesta más llegar a la meta. A esos padres les decimos que no sean tan exigente. Todo en la vida es relativo y lo verdaderamente importante es pasar tiempo con ellos y que sean felices. No olvidéis que luego crecen, levantan el vuelo y es más difícil verlos.

Queridos padres, en nuestro centro de estudios sabemos cómo motivar a vuestros hijos, porque les damos un trato familiar y porque trabajamos lo valores con ellos ¡para que sean hombres y mujeres de provecho!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *